domingo, 11 de septiembre de 2011

LAS BROCHETAS, UNA TAPA CON MUCHAS POSIBILIDADES

Entre las amplísimas posibilidades que nos ofrecen las tapas, nos vamos a centrar en este reportaje en las “brochetas”. Esta palabra proviene del francés, brochette, y hace referencia a las comidas servidas ensartadas en un pincho.

Poco a poco este tipo de tapa se ha ido imponiendo en muchos establecimientos de tapeo, y aparte de los clásicos pinchos morunos de toda la vida, compuestos por trozos de carne adobada con pimentón, podemos encontrar cada vez más un sinfín de variedades de brochetas.


Es un tipo de tapa que da muchísimo juego, ya que admite todo tipo de ingredientes: desde las carnes, vísceras, verduras, pescados, mariscos, moluscos, embutidos, hongos, hortalizas, quesos  o frutas. 


Además su preparación suele ser normalmente fácil, puesto que la mayoría son cocinadas a la plancha y se hacen de forma rápida y con calor mínimo. La cuestión es intentar no distraerse demasiado para que no se pasen y sacarlas en el punto justo, que es aquel en el que los ingredientes están hechos pero sin llegar a estar resecos.

Un truco en las brochetas es intercalar cada ingrediente con alguna hierba aromática, para dar un toque de sabor.



El pincho propiamente dicho de las brochetas puede ser tanto metálico como de madera, y en ambos casos los encontramos en diferentes tamaños. 



Los que son de madera, suelen ser algo más económicos y resistentes al calor, pero tienen el inconveniente que trasmiten su sabor por efecto de la temperatura, desvirtuando así el de los ingredientes que las componen.

 
Otra modalidad de brocheta y muy típica en nuestro país, es lo que llamamos “banderilla”. Que es una brocheta de tamaño pequeño con pincho normalmente de plástico y con sabor avinagrado, compuesta por pepinillos, cebolletas, aceitunas, guindillas y anchoas principalmente, aunque pueden tener otros ingredientes.  Esta tapa la podemos encontrar sin problema por establecimientos de tapeo de toda la geografía Española.


Las brochetas también se suelen presentar acompañadas de salsas. Este tipo de  tapas admiten todo tipo de salsas, y la elección dependerá del tipo de ingredientes de los que se componga la brocheta. Algunos ejemplos pueden ser:

brocheta en salsa de frutas

 brocheta de albondigas en salsa de mostaza


brocheta de sepia con mayonesa


brocheta de langostinos con salmorejo


brocheta de tempura de verduras con mayonesa wasabi

brocheta de langostinos con pina en salsa de tomate




Publicar un comentario